free web stats


Publicado: 10/08/2018
La ropa interior ajustada afecta la calidad del semen, según estudio
Trabajo científico demuestra que los hombres que usan calzoncillos anchos tienen concentraciones de esperma más altas.
Compartir Compartir
foto: referencial

La ropa interior masculina ajustada perjudica la calidad del semen de los hombres, al afectar su concentración, según un estudio publicado en la revista especializada Human Reproduction. Investigadores de la Universidad de Harvard han concluido que los hombres que usan calzoncillos anchos tienen concentraciones de esperma más altas que aquellos que visten ropa interior ajustada, después de analizar los resultados de 665 participantes.


El equipo liderado por la científica Lidia Mínguez-Alarcón también ha encontrado que los varones que utilizan calzoncillos tipo bóxer tenían niveles más bajos de la hormona folículoestimulante (FSH), que estimula la producción de esperma.


Los investigadores han asegurado que estos hallazgos "sugieren que la FSH se pone en marcha cuando necesita compensar el daño testicular por el aumento de las temperaturas escrotales y la concentración de espermatozoides".

 

Mínguez-Alarcón y sus colegas seleccionaron a hombres de parejas que buscaban tratamiento de fertilidad en el Hospital General de Massachusetts entre 2000 y 2017.


Los hombres tenían entre 18 y 56 años, un índice de masa corporal (IMC) promedio, y no habían tenido vasectomías. Cada uno de ellos proporcionó una muestra de semen y una de sangre el mismo día y respondieron un cuestionario que preguntaba sobre el estilo de ropa interior que usaron con mayor frecuencia en los tres meses anteriores.


Entre los 656 hombres, el 53% informó que generalmente vestía calzoncillos más anchos. Aquellos que principalmente utilizaban ese tipo de ropa interior presentaron una proporción de espermatozoides un 25% mayor en su esperma; un porcentaje del 17% mayor en el número total de espermatozoides; el 33% más de esperma en una sola eyaculación; niveles más bajos, en un 14%, de FSH que los hombres que generalmente no usaban bóxers.


Estos resultados fueron elaborados después de ajustarlos a factores que pueden afectar las conclusiones, como el IMC, la actividad física, los baños calientes, el tabaquismo y el año en que se tomó la muestra.