free web stats


Publicado: 10/09/2018
JEET: Ney Gámez habría vulnerado el principio de neutralidad
De acuerdo al órgano de fiscalización del JEET, Ney Gámez habría vulnerado el principio de neutralidad en período electoral.
Compartir Compartir
Foto: Archivo La Industria

El órgano de fiscalización del Jurado Electoral Especial de Trujillo, advirtió sobre una posible vulneración al principio de neutralidad, por parte del candidato a la alcaldía distrital de Chao por el Partido Aprista Peruano, Ney Helí Gámez Espinoza.


De acuerdo al expediente ERM 2018035677, Gámez Espinoza, actual burgomaestre provincial de Virú, habría incurrido en una grave falta al participar de una ceremonia en una obra del centro poblado San José; toda vez que según la normativa vigente, todos los funcionarios públicos que postulen a cargos de elección popular están prohibidos de hacer proselitismo político en la inauguración e inspección de obras públicas, 90 días antes de las elecciones.


Irregularidad en redes sociales

Según detalla el informe elaborado por la abogada María Contreras Díaz, coordinadora de Fiscalización del JEET, se detectó en la página de Facebook de la Municipalidad Provincial de Virú, varias fotografías que, según su descripción, corresponderían a la ceremonia de colocación de la primera piedra del proyecto "Ampliación y mejoramiento del agua y alcantarillado de Virú y Puente Virú", donde se aprecia a Gámez Espinoza, junto a las demás autoridades de la provincia.


Para corroborar esta información, fiscalizadoras descentralizados conversaron con el teniente gobernador del centro poblado San José, Basco Desposorio, quien corroboró que el burgomaestre estuvo presente en dicha ceremonia, la cual se realizó el 2 de setiembre a las 11:00 a.m.


El hecho, revelaría un presunto incumplimiento del Reglamento sobre Propaganda Electoral, Publicidad Estatal y Neutralidad en Periodo Electoral, debido a que Gámez es funcionario público y actual candidato a la alcaldía.


Lo que dice la ley

La normativa electoral es clara sobre los impedimentos de autoridades políticas o públicas en el marco de las elecciones municipales y regionales. Desde la Ley Orgánica de Elecciones hasta el Código de Ética de la Función Pública, todas resaltan la condición imperativa del principio de neutralidad en los servidores del Estado. Así, estos deben imparcialidad política, económica o de cualquier otra índole en el desempeño de sus funciones.


El Reglamento de Propaganda Electoral, Publicidad Estatal y Neutralidad, en su numeral 30.3.1 del artículo 30, es aún más preciso cuando señala que a partir de los 90 días anteriores al acto de sufragio, todos los funcionarios públicos que postulen a cargos de elección popular quedan impedidos de hacer proselitismo en obras públicas.