free web stats


Publicado: 18/01/2018
¿Cuáles serían las causas del incendio en Eguren?
Esta mañana, un incendio de grandes proporciones consumió por completo tres galerías y afectó a otros nueve negocios, a pocos metros del mercado Zonal Palermo.
Compartir Compartir
Foto: Jairo Díaz / La Industria

Un incendio de grandes proporciones consumió por completo tres galerías y afectó a otras nueve, ubicadas en la primera cuadra de la avenida José María Eguren y en el pasaje Albarracín, en la urbanización Palermo.


En esta zona, los negocios se dedicaban al expendio de diferentes productos inflamables como artículos de limpieza, piñatería, abarrotes e incluso, artefactos pirotécnicos, hecho que complicó la labor de los Bomberos Voluntarios, quienes tuvieron que trabajar por más de cuatro horas para controlar las inmensas llamas.


Las primeras informaciones apuntaron a que el siniestro se había originado minutos antes de las 9:00 a.m., a causa de un cortocircuito en la galería Dario, que colinda con la galería Jhasnik, y esta, a la vez, con la tienda My Baby.


"Parece que fue un corto de una galería de al lado, porque desde ahí empezó a llegar el humo y se prendieron todos los almacenes desde arriba. Vendemos golosinas, piñatas, juguetes, hay millones de soles en productos almacenados", comentó Adrián Pereira, uno de los trabajadores de Jhasnik, negocio donde laboran más de 70 personas entre vendedores y almaceneros.


Más adelante, y en medio del caos y la confusión generada por personas de mal vivir que intentaron saquear las tiendas y por los propietarios que corrían desesperados para intentar salvar sus productos, otros vecinos y testigos se pronunciaron sobre las posibles causas del fuego.


Tal es el caso de Maribel Iparraguirre, vecina del inmueble 116 de Eguren, quien consideró que el fuego fue provocado por la ilegal manipulación de artefactos pirotécnicos. "Yo estaba barriendo cuando empezó, todo fue porque alguien ha prendido fuegos pirotécnicos".


Según explicó la ciudadana, "El hueco", un pasaje dedicado a la venta de explosivos que funciona sin supervisión, "una bomba de tiempo", cuya infraestructura está elaborada en base a plásticos, madera y cartón y conecta a la avenida Eguren con el pasaje Albarracín. "No ha sido un cortocircuito. Nadie ha venido este año a fiscalizar ni a sacar. No ha sido cortocircuito, alguien ha prendido pirotécnicos, porque sonaron explosiones, primero una y después varios. Allí empezó a salir el humo negro y las llamas", indicó.


Las investigaciones han quedado a cargo de la Policía Nacional y el Ministerio Público, cuyos representantes estuvieron presentes en el lugar. Ellos determinarán las causas oficiales que dieron origen a este terrible siniestro, que ha dejado un saldo de dos personas heridas y millones de soles en pérdidas económicas.


Por lo pronto, este suceso ha destapado, una vez más, las deficiencias en materia de prevención, seguridad, formalidad e infraestructura, que aún existen en estas zonas de Trujillo.