HOY, EN LA PORTADA
DE NUESTRA
EDICIÓN IMPRESA

Foto: La Industria.

Por: Redacción La Industria

TRUJILLO

Publicada el 15/03/2019 - 07:44 PM

[Opinión] Tetas Disidentes, por Eliana Pérez Barrenechea


“El feminismo es una postura política que busca romper formas tradicionales, lo que busca es que cada mujer pueda ser dueña de sus ideas y que las pueda defender, dueña de su cuerpo, de sus decisiones”, dice nuestra colaboradora.

El pasado viernes cientos de mujeres salimos a las calles de Trujillo a conmemorar el Día Internacional de las Mujeres con una movilización. No era un pasacalle ni un corso, sino una manifestación de protesta en la que hubo múltiples demandas y formas variadas de protestar.

Sin embargo, una de ellas concentró la atención de la prensa y la reacción de las personas en las redes sociales de los medios locales: el tetazo, que no es sino una forma de protesta realizada por mujeres mostrando el pecho desnudo.

Las reacciones han sido por demás una evidencia del disciplinamiento y el control que la sociedad ejerce sobre nuestros cuerpos, así como de su sexualización y de la construcción del cuerpo femenino como objeto de deseo masculino. Veamos por partes:

El rechazo a esta manifestación se sustenta en muchas falacias. #NoMeRepresentan ha sido el hashtag más usado, asumiendo – erróneamente – que las compañeras lo hacen en representación de todas las mujeres y no es así.

El feminismo es una postura política que busca romper formas tradicionales, por ejemplo la representación que ha sido capitalizada por élites; en cambio, lo que busca es que cada mujer pueda ser dueña de sus ideas y que las pueda defender, dueña de su cuerpo, de sus decisiones. Ni una de las chicas quiso representar a nadie.

Otro cuestionamiento común se basa en la mirada moralista sobre el cuerpo de las mujeres, una falsa moral que contrasta con la masiva permisividad que la sociedad tiene cuando el cuerpo de las mujeres se usa para beneficio del mercado y del placer masculino, por ejemplo, las gigantografías de mujeres  semidesnudas en los lavaderos de carros o en los calendarios. A este falso moralismo le ofenden los senos de las mujeres cuando se salen de las normas establecidas por una cultura sexista, influenciada por religiones de principios patriarcales. No soportan las tetas disidentes.

Hay quienes equiparan los senos con los genitales, craso error. Comentarios cargados de desconocimiento y violencia manifestaban que esta acción legitimaría que los hombres salgan por las calles mostrando el pene (cosa que - por cierto - sí lo hacen cuando nos acosan sexualmente en espacios públicos).

Y también están los que han antagonizado esta forma de protesta con el valor de las mujeres o con el respeto que puedan tener a su cuerpo, argumento tan absurdo como anteponerla a su capacidad intelectual o académica; cuando por el contrario, las mujeres que se atreven a protestar de esta manera han tenido lecturas y un profundo análisis sobre su feminidad y sobre su cuerpo.

También es falaz que desde el feminismo asumamos que hay mejores y peores feministas, que creamos que quienes no usan su cuerpo como arma de lucha valgan menos, esas ideas están afuera, en ese juicio social fundamentalista y condenatorio. Como tampoco tiene asidero que se califique esta manifestación como una forma de violencia, cuando es nuestro cuerpo el lugar en el que se instalan las violencias machistas: los golpes, las violaciones, los manoseos, la explotación, los desplazamientos y todo el prejuicio machista que nos ha privado históricamente del derecho al placer.

Hoy las mujeres nos estamos liberando de las culpas y nos miramos hermosas en nuestra diversidad, ya no queremos encajar en los cánones artificiales de belleza, y nuestras tetas disidentes ya no son más su fetiche sexual.

Finalmente, marchar en tetas no nos hace feminazis, porque las feminazis no existen y porque el feminismo no ha matado a nadie, en cambio el machismo mata a una peruana cada 48 horas.

Tag Relacionados:

Valora nuestra Nota

Director Periodístico:
Juan José Bringas Céspedes

Proyectos Digitales:
Franco Larios Martinez

Ventas Digitales:
Ana Peralta Sanchez
aperalta@laindustria.pe

Central Telefónica:
044-295757

  • PUBLICIDAD
  • WhatsApp :
    989 248 317 / 941 855 561

  • ANUNCIOS
  • 949375865 / 949375892 / 949375893

SUSCRÍBETE

Recibe las últimas noticias directo a tu email

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones

Grupo La Industria - 2019