HOY, EN LA PORTADA
DE NUESTRA
EDICIÓN IMPRESA

X

Gonzalo Galdos es fundador y vicepresidente de Futura Schools.

Por: Redacción La Industria

CASH

Publicada el 28/08/2021 - 08:42 AM

[OPINIÓN] Educación virtual y motivación, por Gonzalo Galdos


Los educadores han trabajado en conocimientos y habilidades; y ahora deben hacerlo más en la psico-sociología del aprendizaje.


Un niño puede emplear toda una tarde en un videojuego y un adulto un fin de semana con una maratón de Netflix porque ambas experiencias son entretenidas. El entretenimiento también satura, pero el umbral es grande. Los medios y las redes saben mucho de entretenimiento y por eso son referentes de contenidos que se consumen en todas las edades, porque conocen los intereses de sus usuarios.

Enfrentados al desafío de una educación virtual equivalente a la presencial, no pretendamos que niños y jóvenes estén frente a una pantalla el mismo tiempo que en un aula física. Si bien ambas modalidades tienen el mismo objetivo: lograr aprendizajes significativos; la forma es distinta y es inadecuado “copiar” una clase tradicional. La pandemia demuestra que ambas tienen ventajas y desventajas, que son distintas y complementarias y requieren estrategias con proporciones diferentes de contacto con los profesores, trabajo autónomo y en equipo, y -lo más importante- no serán de calidad sin generación o transferencia real de conocimiento. Lograrlo no depende de la exigencia de profesores o padres, sino del interés y necesidades reales de los alumnos. Como es natural que un niño no conozca sus necesidades integrales, se requiere un balance de conocimientos, habilidades y valores fundamentales. La clave del éxito es la motivación para despertar interés, ser entretenidos y gratificantes, sin motivacion no hay aprendizaje. Por ello la capacidad de motivar es esencial en el perfil docente.

Los educadores han trabajado en conocimientos y habilidades; y ahora deben hacerlo más en la psico-sociología del aprendizaje, para profundizar como aprendemos los seres humanos y como lograr una experiencia educativa tan motivadora como una serie o un videojuego, que el tiempo de conexión sea más eficaz y la tecnología realmente ayude.

Mientras tanto los padres deben entender que una buena educación requiere que cada alumno sea responsable de su propio aprendizaje, que valore la colaboración en un grupo de trabajo y el balance entre sus actividades educativas y personales. El desarrollo de talento requiere compromiso, respeto a las reglas, a las personas y a las instituciones que los guían, sabiendo que un día quedarán solos en este proceso.

La educación virtual revalorizó el entorno social presencial y también nos deja muy claros nuestros roles y responsabilidades. 



Valora nuestra Nota

SUSCRÍBETE

Recibe las últimas noticias directo a tu email

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones

Grupo La Industria - 2020