HOY, EN LA PORTADA
DE NUESTRA
EDICIÓN IMPRESA

Por: Redacción La Industria

TRUJILLO

Publicada el 04/12/2019 - 08:45 AM

[EDITORIAL] Prueba PISA 2018


Perú se encuentra en el puesto N° 64 de los países que han entrado a la evaluación PISA

Los resultados de la ronda 2018 del Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes (PISA, por sus siglas en inglés), del que participa el Perú, fueron publicados y publicitados ayer, causando las reacciones previsibles cada vez que son divulgados por la prensa. ¿Estamos mal, estamos bien, hemos mejorado respecto de anteriores rondas? ¿Nuestros escolares son buenos, malos o mediocres comparados con sus similares de Sudamérica o de otros continentes? Se entiende que esta preocupación tenga un manejo político, desde el Gobierno y, básicamente, desde el Ministerio de Educación y de las gerencias regionales del sector; de los gremios que agrupan a los profesores, y de los colegios que brindan educación, en el que confluyen numerosos intereses. 

Así las cosas, lo primero que debe advertirse es que el Perú participa en las rondas por voluntad propia. Arrancó en el año 2000 y prosiguió en la del 2001; tras la caída del fujimorato retomó su participación en las de los años 2009, 2012, 2015 y 2018, cuyos resultados hoy tenemos. Con esa advertencia, lo que apreciamos es que en lectura seguimos avanzando al mismo ritmo observado desde el 2001. Como algunos han apuntado, si antes el promedio del Perú se estaba por debajo del nivel de desempeño más bajo identificado, hoy nos aproximamos al segundo nivel de desempeño considerado ‘mínimo aceptable’. Al igual que en lectura, en matemáticas hay un progreso sostenido en el tiempo, aunque seguimos abajo del segundo nivel de desempeño; mientras que en ciencias también se ha progresado y nos acercamos al segundo nivel que ahora la OECD considera como mínimo aceptable. 

En resumen, vamos creciendo y no hemos dejado de hacerlo en los seis ciclos de evaluación en los que hemos participado. Estamos en el puesto N° 64 de los países que han entrado a la evaluación. Estar un puesto antes que la Argentina es revelador e interesante, pero no nos puede hacer caer en la tentación del falso orgullo que es una falacia. La nación platense afronta una crisis política e institucional que se ve reflejada en una baja sensible de su calidad educativa, con huelgas permanentes de los docentes de la escuela pública. Igual, nos encontramos bastante atrás que Chile, Costa Rica y Uruguay, países con una educación escolar mejor y que también avanzan en sus desempeños. Las comparaciones no dan resultados. Tenemos que ser conscientes de que el camino aún es largo para acercarnos a desempeños aceptables. Mucho más lejos estamos de los países que lideran el ranking PISA 2018, con China en el primer lugar, desplazando a Singapur de ese puesto.




Tag Relacionados:

Valora nuestra Nota

Grupo La Industria - 2019